HAZ QUE UN MILISEGUNDO DURE PARA SIEMPRE.

Unas prestaciones excepcionales merecen una voz excepcional. Por eso, Alfa Romeo ha pedido a Sebastian Vettel, piloto de Ferrari, que ponga su voz al último vídeo del Stelvio Quadrifoglio. Con el inconfundible rugido del motor de Alfa Romeo de fondo, las sensaciones al volante se transmiten a través de las manos expertas del piloto pero, sobre todo, a través de sus palabras.

Detrás de las mejores prestaciones, hay una auténtica preparación mental, la búsqueda constante del equilibrio entre pisarle más y reducir hasta ese instante en que la velocidad parece detenerse en el tiempo.  Por eso, en este fascinante juego de sensaciones en constante equilibrio, un milisegundo puede durar para siempre: algo que todos los aficionados podrán vivir en este vídeo.