ETAPA PARMA - BRESCIA 

La etapa final de la carrera más bella del mundo, de Parma a Brescia, fue el itinerario más corto.

Después de atravesar Salsomaggiore Terme, Piacenza y Lodi, los coches participantes en la carrera se dirigieron a Milán, atravesaron el centro de la principal ciudad de Lombardía, e hicieron una parada en la Piazza Duomo.

Posteriormente los coches salieron del centro de Milán para llegar a Arese, pasando por el renovado Museo Histórico de Alfa Romeo para conmemorar, con los pilotos del equipo Alfa Romeo Sauber F1, el 90 aniversario de la primera victoria de Alfa Romeo en la Mille Miglia. El convoy continuó su ruta hacia el circuito de Fórmula 1 de Monza.

El color rojo de Alfa brilló también en esta edición de la Mille Miglia, manteniendo en buen lugar el nombre del único equipo capaz de ganar la carrera 11 veces, de las cuales 7 consecutivas: un triunfo absoluto que le da derecho a ocupar su lugar en la historia de Italia, una emoción que va más allá de la mecánica.